Derroches de la clase política a costa de los europeos

Sarkozy se gastó 276.000 euros para construirse una ducha que nunca usó, en la cumbre de la Unión del Mediterráneo se gastaron más de 16 millones destacando una cena de un millón y una alfombra de más de 90.000 euros

Una ducha de 1,6 metros de altura con cabina de hidromasaje y servicio de radio en pleno Grand Palace de París se ha convertido en un nuevo quebradero de cabeza para Nicolás Sarkozy, que gastó 276.000 euros de los contribuyentes franceses y europeos en ella sin llegar nunca a usarla.

El dato, que ha salido a la luz después de la auditoría del Tribunal de Cuentas francés de la presidencia francesa de la UE de 2008, ha puesto de relieve el extraordinario gasto que Sarkozy hizo durante esos seis meses, superando con creces las anteriores presidencias del país galo y doblando el promedio de lo que los países suelen invertir en este tipo de actos.
La más cara

En concreto, el presidente francés se gastó 171 millones de euros frente a los 70-80 que se gasta de media (España tiene previsto invertir unos 90 millones en la suya a partir de 2010), convirtiendo la dirección gala de la UE en una de las más caras de la historia.


Sin embargo, los detalles más sangrantes se concentran en la cumbre de la Unión del Mediterráneo, con la que arrancó la presidencia francesa en julio de 2008.

Entonces, se ordenó la construcción de esta ducha, pese a que finalmente el líder francés decidió ducharse en el Elíseo, que se encuentra a diez minutos del Gran Palace. Posteriormente, la ducha fue desmantelada.

Además, durante la cumbre, que duró tres días, se gastaron 16,6 millones de euros en detalles como una alfombra de más de 100.000 euros o un podio para conferencias de más de 350.000.

“El Grand Palace fue completamente rehabilitado para la ocasión. Quinientos técnicos se mobilizaban cada día, incluyendo a 300 por la noche”, recoge el informe auditor, que detalla se se gastaron más de 1 millón de euros en una sola cena para 40 jefes de Estado y Gobierno.
Opacidad y cambios

El informe, que se queja de la “opacidad” y la falta de transparencia de las cuentas de la presidencia de Sarkozy, subraya que muchos de los 500 eventos que englobó no eran esenciales y no contribuyeron al éxito de esta presidencia.

En él también se destaca que buena parte de los gastos excesivos se debieron a los cambios de planes en el último minuto como el que ocurrió con la cancelación de todo un acto de la UE en la localidad francesa de Evian debido a que Sarkozy quiso dormir en su propia cama en el Elíseo.

Para cuando tomó esa decisión, cientos de periodistas, delegaciones nacionales y cargos de la UE ya estaban en la ciudad francesa o iban de camino, lo que provocó una riada de quejas pidiendo compensaciones económicas.

Cada gobierno organiza una presidencia de la UE cada seis meses y el presupuesto que se destina a ella procede tanto de los estados como del presupuesto comunitario.

Extraído de Rebelión.

~ por LaBanderaNegra en octubre 29, 2009.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: